Si hay algo que tenemos que agradecer en estos tiempos, es que gracias a la tecnología, los científicos tratan de darle respuesta a todo… Y no faltó el buen científico que se planteo una gran duda…

¿Que pasa con el embarazo y el ejercicio?

Como ya decía un antiguo presentador nacional, nada haría presagiar las respuestas que éste estudio podría tener, ya que realmente para muchas personas son hipótesis insospechadas…

Para nadie es un misterio entender que el ejercicio es bueno, pero… ¿En el embarazo?

Estamos seguros que a muchas de las mujeres que nos leen, su medico, al momento de ser madres les recomendó una vida muy tranquila, quitada de toda actividad riesgosa e idealmente muy balanceada. Sin embargo, a menos que se trate de un embarazo de riesgo, la actividad física no esta contraindicada en mujeres embarazadas.

Y así lo demostró un estudio publicado por la AJOG (American Journal Obstetrics & Ginecology) que se encargo de realizar una juiciosa revisión sobre los beneficios de la actividad física en mujeres embarazadas.

¿Quieren saber los sorprendentes resultados? Hicimos la tarea… y acá están

  • No se asusten, el estudio incluye a mujeres en primer parto o multipartos.
  • Se estudiaron a mujeres con peso normal y con sobrepeso.
  • Se estudiaron a mujeres que hacían ejercicios antes del embarazo y también a mujeres que comenzaron a tener actividad física después de quedar embarazada.
  • Idealmente el ejercicio se inicio después del primer trimestre de embarazo
  • La intensidad del ejercicio era liviana, desde 3 horas por semana, con intensidades que no sobrepasen el 70% de la frecuencia cardíaca máxima.

Y acá viene la mejor parte…

Sobre  la episiotomía (incisión o corte desde la vagina al ano), la anestesia epidural (raquídea), el desgarro perineal, duración del parto, y la inducción del trabajo de parto no fueron suficientes para sacar conclusiones, o dicho en palabras simples… El ejercicio NO provocó ningún beneficio…

¡Pero!

  1. Se ha demostrado científicamente que una mujer embarazada que practica actividad física de baja intensidad desde la semana numero 12, subieron menos de peso que las mujeres que no practicaban (en promedio 1.5 kilos menos)
  2. Y la conclusión mas importante del estudio, es que se ha demostrado científicamente que las mujeres expuestas a actividad física en las condiciones ya mencionadas reduce el riesgo de parto por cesárea, es decir, aumenta la probabilidad de un parto natural… ¿Que les parece?

Un nuevo beneficio para el MOVIMIENTO… aunque debemos advertir, que todas las mujeres sometidas a este estudio fueron supervisadas por expertos… No creas que todo es tan fácil! Pero puedes partir por preguntarle a tu medico!

Si quieres conocer mas detalles, te dejamos el estudio justo acá!

Participa